Poesías de Evaristo Carriego

A la antigua

¡Oh, señora: gentil dama de mis noches!, !oh, señora, mi señora, yo le ruego que abandone esa romántica novela: orgullosa favorita de sus dedos! Que abandone sus historias de aventuras donde hay citas, donde hay dueñas y escuderos, callejuelas y sombríos embozados y tizonas y amorosos devaneos; acechanzas del camino y estocadas de cadetes o […]

Colocado en A | No Comments

Diseñado por: Supermodne.